Recetas saludables con tan solo 3 ingredientes

¡Prepara los fogones! Este mes tu cocina va estar más activa que nunca. Empieza echando un vistazo a tu despensa, escoge 3 ingredientes y sé creativa, ¿no se te ocurre ninguna receta? No pasa nada, nosotros te hemos preparado algunas recetas saludables con tan solo 3 ingredientes y algunos truquitos que te pueden ayudar a elaborar una deliciosa comida. Una buena alimentación se basa en la variedad y el equilibrio, por lo que vamos a tratar que nuestras recetas tengan estos requisitos, pero además vamos a comprobar cómo la sencillez y el sabor pueden llegar a compartir el mismo plato.

1. Crema de verduras

 El mejor ejemplo para demostrar que lo sencillo y saludable combinan muy bien. ¿Echamos un vistazo a tu nevera?

Escoge 3 verduras, las que tengas a mano, pero recuerda que la clave siempre está en emparejar los colores: las zanahorias, la calabaza y el boniato se llevan bien, lo mismo pasa con el calabacín y las espinacas. Te vamos a mostrar algunos trucos esenciales para sacarle el máximo provecho a tu crema de verduras:

  • Es recomendable partir siempre de la base de una cebolla o unos ajos.
  • Dora todas las verduras primero, para sacar un sabor mucho más intenso.
  • ¿Patata, garbanzos, alubias o manzana? Si quieres que tu crema tenga esa increíble textura espesa añade uno de estos ingredientes bien picado.
  • Recuerda que el momento de salpimentar o añadir especias es mientras las verduras se están dorando, ni antes, ni después.
  • A la hora de triturar, si te gustan las cremas bien finas, usa la batidora a conciencia durante 2 minutos.

 

2. Tortilla

Una deliciosa tortilla hecha con un buen freestyle nos puede salvar de más de un apuro.

Los ingredientes más locos pueden llegar a ser la mejor combinación posible. ¿Sabías que hay gente que hace tortilla con patatas fritas de bolsa? No estamos diciendo que sea tu mejor opción, pero sí que dejes volar tu creatividad.

Nosotros aconsejamos que busques siempre en el cajón de las verduras, de ahí salen las mejores mezclas, por ejemplo: champiñones y espinacas, pero también puedes atreverte con atún y aceitunas, todo dependerá tanto de ti como de tu nevera.

3. Ensalada de legumbres

Con las legumbres se pueden hacer cantidad de recetas, desde paté de lentejas o garbanzos, hasta deliciosas ensaladas.

Vamos a ver algunos trucos para que te quede una ensalada de legumbres exquisita:

  • Un buen aliño es la clave, con una base de aceite puedes mezclar los ingredientes que tengas a mano (hierbas aromáticas, vinagre, mostaza, salsa de soja).
  • Añade frutas o verduras picadas muy finas.
  • Puedes saltear durante 3 minutos algunas verduras (zanahoria, calabacín, pimiento) para darles un toque semi cocido y crujiente.
  • Si añades hojas de lechuga, recuerda escurrirlas para que no suelten agua.
  • Si añades cebolla picada, métela en un bol con agua una vez la hayas troceado y déjalo en la nevera durante 15-30 min. de esta manera conseguirás suavizar su sabor.

Pues hacer ensalada de lentejas, garbanzos o alubias, y añadir lo que dicte tu nevera, pero anota que el tomate, el pepino, la cebolla o el pimiento son las opciones más top para combinar tus legumbres.

 4. Espinacas con frutos secos

Sencilla, deliciosa y nutritiva. ¿Se puede pedir algo más de una receta?

 

Para cocinar las espinacas se nos abre un abanico de posibilidades: al vapor, a la plancha, hervidas o incluso fritas. Lo mismo sucede a la hora de combinarlas: frutos secos, pasas, garbanzos, cebolla, ajos. Nosotros te recomendamos que las mezcles con frutos secos y las cocines al vapor con un poquito de aceite y algunas especias.

Añadirle pasas puede ser un verdadero acierto, un buen truco es ponerlas unos minutos a remojo en agua fría, para ablandarlas y que estén más jugosas. 

Una alimentación sencilla, nutritiva y sabrosa es posible, llevarla a cabo solo depende de nosotras mismas. Cocinar a veces puede ser complicado, recuerda que siempre puedes usar nuestros productos sustitutivos de la gama beSLIM, sencillos, sabrosos y nutritivos. Cuida que no te falte nada en ninguna comida.

Y recuerda que el mejor truco para cocinar es ponerle alegría.



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

ÚLTIMOS POST